La Web de Paraná
Salud / 15-02-2011

Qué hacer si el niño tiene bajo peso


En niños que se encuentran en etapas de rápido crecimiento (hasta los 4 años), el peso y la talla constituyen signos importantes del estado en que se encuentra el niño en cuanto a su desarrollo y estado nutricional


Comentarios 0 comentarios. Dejá el tuyo! Enviar por e-mail Compartir en Twitter Compartir




Es por esto que al presentar un peso por debajo de lo normal, según las tablas preestablecidas de acuerdo con la edad, los padres tienden a asumir que el niño puede estar entrando en un proceso de  desnutrición.

Si los padres se encuentran en esta situación, lo mejor es consultar con el pediatra para determinar cuáles son las causas, pues pueden ser diversas (van desde malos hábitos alimenticios hasta desnutrición infantil) y no en todos los casos tienen las mismas implicaciones. 

Es importante que los padres no confundan el bajo peso de su hijo por factores externos, como la constitución hereditaria, y tengan en cuenta que una dieta balanceada es la mejor garantía, y así no fijarse en las apariencias. Los padres deben recordar que el problema de peso en un niño es un asunto de mucho cuidado, ya que la alimentación en los primeros 4 años de vida es determinante para el desarrollo mental y físico del pequeño. 

Según la doctora Gladys Alhajj Benavides, de la Clínica Versalles de Manizales, los malos hábitos alimentarios repercuten sobre el peso de los niños, cuando se reemplaza alimentos que son esenciales como carnes, frutas, verduras, cereales y porciones adecuadas de grasas y carbohidratos por dietas ricas en carbohidratos complejos. Que no permiten un desarrollo óptimo pondoestatural. 

Cuando una dieta desbalanceada se está convirtiendo en la base alimentaria del niño, sin que los padres lo noten, puede deberse a:


  • Ausencia de la madre durante el día, lo cual no le permite tener un control en la alimentación de su hijo.

  • Ser permisivo siempre y dejar que el niño consuma únicamente lo que le gusta.

  • La obsesión de algunas madres por las dietas y el deseo de que su hijo en un futuro no sea gordo.

  • Tendencias sociales y modas que confunden una dieta completa con malos hábitos, eliminando algunos productos como la carne, la leche, harinas y dulces.

  • Dar a los niños productos dietéticos o light.


¿Qué hacer?

La mejor solución a problemas de bajo peso es que los niños tengan suficiente afecto, estimulación y el buen ejemplo de sus padres. De nada sirve exigirle buenos hábitos al niño si en casa los demás miembros no consumen frutas o verduras, por ejemplo. Si, por el contrario, es común encontrar una buena dieta en las comidas normales, la recepción y aprendizaje de los niños será positiva.

Además del cambio en los hábitos, se puede incluir suplementos nutricionales recomendados por el pediatra. En el mercado existen muchos productos como leche y cereales que vienen fortificados con hierro, zinc o vitaminas, y que pueden incluirse en la dieta familiar.

El niño no come

La madre debe ser creativa para que el niño coma esos alimentos que no le gustan y que son indispensables para su crecimiento normal. Por esto, puede tener en cuenta las siguientes recomendaciones para “camuflar” alimentos que pueden no agradarle a los niños.

Algunos niños no sienten gusto por las frutas, por lo que puede preparar jugos en leche, malteadas, helados, ensaladas de frutas, o postres que pueden resultar más atractivos a los chicos que la fruta fresca.

El caso del desagrado por las verduras es más frecuente. Puede recurrir a la preparación de cremas, canelones, pudines o tortillas y decórelos con productos que sean del agrado de los niños (papas en fosforito, salsas, etc.)

Haga de la comida algo divertido, puede preparar helados de yogur y elaborar sándwiches y gelatinas con formas de animales o de otra clase.

Se puede dejar al alcance de los niños productos nutritivos como uvas pasas, frutos secos en general, maní, frutas, etc.

No se debe olvidar que todo exceso es malo. Así como la obesidad en los niños acarrea otro tipo de enfermedades, el bajo peso también trae sus consecuencias. Los padres deben tratar de crear un equilibrio entre los gustos y las necesidades de sus hijos para evitar problemas de salud a corto y largo plazo.


Fuente: ABC del bebé




Comentarios Dejá tu comentario      
Nombre: E-mail:      
Mensaje:


La Web de Paraná no tiene responsabilidad alguna sobre los comentarios de terceros. Los mismos son de exclusiva responsabilidad de quien los emite. La Web de Paraná se reserva el derecho de eliminar aquellos comentarios injuriantes, discriminadores o contrarios a las leyes de la República Argentina.
MATERIAL MULTIMEDIA
 
Comercios Rubros
Encontrá este widget en www.argentina.ar

© Copyright 2009-2014 LA WEB DE PARANÁ > www.lawebdeparana.com < Todos los derechos reservados.

Desarrollo Web y Hosting > NicoSal Web Design - de NICOLÁS SALOMÓN